Ajos en aceite de oliva.

Ajos 



Para tener siempre ajos disponible.

1 cabeza de ajo desgranada, la ponemos en un pote de agua, dejamos algunas horas.
Pelamos fácilmente los ajos (por el agua).
Los ponemos en un recipiente y cubrimos con aceite de oliva.
Siempre tendremos ajos frescos y el aceite nos servirá para alguna comidita.

Tomado de;




Comentarios

Publicar un comentario

Entradas populares